21 enero 2007

Lagartija Nick

Rafa García-Moreno
Ruta 66 / Diciembre-2005

La longeva trayectoria musical de Lagartija Nick arranca a principios de los noventa cuando dos inquietos militantes de la escena granadina, como fueron Antonio Arias (ex-bajista de 091) y Erik Jiménez (ex-batería de KGB y ahora en Los Planetas), se unen para trabajar conjuntamente moldeando a su manera la música que les había marcado. Desde entonces su sonido se ha caracterizado por ser una carrera a contracorriente y un triple salto mortal desde diversos géneros, espacios y tiempos musicales que no ha sido comprendida desde la ortodoxia del hermético mundo del rock en nuestro país. En sus composiciones se dan cita un conglomerado de influencias que van desde Lorca a Val de Omar, pasando por Dylan y Shakespeare, Bauhaus y Syd Barret, sin olvidar a Kerouac. La discografía de la banda podríamos dividirla en dos etapas bien diferenciadas: la primera, abarcaría la trilogía discográfica inicial (“Hipnosis”, “Inercia” y “Su”) más el maxi “Algo Cínico”, de marcado carácter postpunk; y una segunda fase (“Omega”, “Val de Omar”, “Lagartija Nick” y “Ulterior”), más experimental e innovadora que incluye escarceos con el flamenco, techno y el nuevo metal. Toda una constante violación de géneros concebida desde las vísceras y la libertad total. Cuando muchos les daban por desaparecidos, y tras casi un lustro de silencio, el año pasado se ponía a la venta “Lo Imprevisto”, octavo trabajo discográfico autoeditado en su propia compañía discográfica: Lagartija Records. La banda granadina regresaba a lo grande, apostando por retomar el legado musical primigenio intercalándolo con la indagación sonora, arropados de sintetizadores y secuenciadores, proporcionando múltiples alaridos eléctricos y letras inundadas de referencias simbolistas y literarias, salpicadas de introspección personal y mucha ciencia ficción. Trece temas donde este reptiláneo electrónico saca de nuevo su lengua bífida acompañado de un elenco de colaboradores de lujo: Víctor Lapido, Eric Jiménez, Jota, Floren, Ángel Sánchez, Javier Ferras y Fino Oyonarte como productor y guitarrista en algunos temas. Durante el presente año la actividad del grupo no cesa, convirtiéndose en uno de los más prolíficos de la banda, ya que están intercalando la presentación en directo de este trabajo por todo el estado con un sinfín de proyectos, como es un disco tributo a sus paisanos de Los Angeles; adaptando “La Guerra de los Mundos” de Jeff Wayne, que ya esta grabada y a la espera de ser editada; recopilando temas inéditos y caras b que en su día fueron rechazados o simplemente descartadas; versionando el tema “The Cutter” de Echo and the Bunnymeny para el tributo que el sello sevillano Lunar Discos realizó a la banda de Liverpool; colaboraciones en el nuevo disco de Señor Chinarro; y contribuyendo, junto a Rafael Amargo y La Fura del Baus, a la puesta en escena de "Don Quijote, Pasajero en Transito" que servirá para festejar el tan cacareado IV centenario del ilustre caballero manchego. Probablemente todo este ajetreo no sea suficiente para encaramarles a uno de los más altos pedestales del rock patrio ni convertirles en baluarte y estrellas de la independencia estatal. Lo que sí esta mas que comprobado es que Antonio Arias y compañía hacen lo que les viene en gana sin preocuparse de lo que opine una inmensa minoría.

En “Lo Imprevisto” retornáis al sonido de los orígenes, aparcando la experimentación de álbumes como “Val del Omar”, “Omega” o “Lagartija Nick”.
Estuvimos dándole vueltas durante mucho tiempo al repertorio de Lo Imprevisto y se hicieron hasta cambios en la formación porque el sonido no reflejaba el espíritu de música en emergencia, es decir, partes que hacen un todo de manera independiente. Un tornillo solo no vuela, pero en un Boeing 707 vuela y hace volar. Al llamar a Eric para que hiciera las baterías reconocimos que las canciones estaban más cerca de Su que de Val del Omar y resultó que en realidad estábamos buscándonos sin reconocernos. De todas formas no es un plagio de nosotros ya que en la composición hay estructuras y armonías que no usábamos antes.


El plantel de colaboraciones es bastante reseñable: Víctor Lapido (091), J y Floren (Los Planetas), Fino Oyonarte (Los Enemigos)...¿Cómo hicisteis para juntarlos a todos?.
Tuvimos claro que queríamos volver a trabajar con Fino puesto que en el primer álbum no tuvimos demasiado tiempo de estudio y es un tío que sabe por dónde vamos y desde dónde venimos, nos conoce muy bien. Con Los Planetas teníamos una asignatura pendiente ya que habíamos colaborado en grabaciones suyas pero ellos nunca habían estado involucrados en las nuestras. Era el momento idóneo para juntarnos todos y cantar “Fulcanelli”. El hecho de grabar en El Refugio Antiaéreo facilitó mucho las cosas y casi que nos ha creado una dependencia que ya veremos como acaba en el futuro. Nos gusta mucho contrastar opiniones con ellos, nos llevamos bastante bien y nos conocemos desde hace años.


Tras haber editado diversos discos en compañías discográficas independientes (Romilar D, Zero) y multinacionales (CBS) ahora habéis optado por la autoedición. ¿Qué os ha llevado a tomar esta determinación?. ¿Cómo ha sido el trato con las diversas discográficas por las que habéis pasado?
Coger el toro por los cuernos se está viendo últimamente como la mejor opción para editar los trabajos. No tener compromisos ni hacer concesiones es nuestro camino. Podemos manejar nuestro repertorio como mejor nos plazca. Tenemos el apoyo de El Diablo para realizar música así que tampoco nos hemos alejado del sistema sino que lo hemos adaptado a nuestro entorno. Seguimos teniendo buena relación con Sony pero el tiempo no pasa en balde y sabemos que debemos posicionarnos no sólo de boquilla sino con actos concretos, como la autoedición.

Me resulta curioso que cuando se hace balance de los discos mas relevantes de la historia del pop/rock español, siempre se mencione “Omega” pero nunca “Inercia”, un disco de rock bastante innovador tanto en la época en la que se editó - principios de los noventa- como en la actualidad.
Supongo que Inercia sigue siendo un disco más revolucionario que Omega, sin Inercia olvídate de Omega. Adaptábamos las canciones de Leonard Cohen como si fuesen a entrar en Su, pero en este país ya se sabe. Estamos contentos del resultado de Omega, pero acabamos siendo actores secundarios de nuestra propia película. Estuvimos defendiendo ese disco hasta el final y resulta que ni nos nombran muchas veces. Es curioso que la prensa sea en algunos casos tan reaccionaria y no valore la aportación de un grupo de rock a la música en general, creo que no aceptan lo que ellos mismos predican, la potencialidad de un grupo que parte del punk y del afterpunk.


¿En que estado se encuentra la edición de “La guerra de los mundos” de Jeff Wayne?. ¿Qué otros proyectos tenéis pendientes?
Seguimos acariciando la posibilidad de editar ese trabajo este mismo año. Las conversaciones con Sony siguen adelante. Todas las semanas hablamos con ellos y no desesperamos ya que el trabajo está muy avanzado. Se ha estrenado varias veces en directo. No queremos editarlo sin todas las garantías ya que adoramos el disco de Jeff Wayne y queremos que hasta él se sienta orgulloso de nuestra visión sobre su obra. En nuestra web hay un extracto de La Víspera de La Guerra y nos escriben de todas las partes del mundo hispano interesándose por saber cuando va ha ser editado. Últimamente estamos ultimando un disco de versiones del mítico grupo granadino Los Angeles que estará en la calle dentro de poco. Participan los hijos de Poncho - batería y compositor de la banda, desaparecido en accidente en 1976- , Manía Stereo, y J y Floren de Los Planetas. El resultado es sorprendente.

¿Como surgió la idea grabar temas de Los Ángeles?
Mi padre en los sesenta pelaba en su barbería a los músicos de esta formación y ellos le regalaron varios discos que no parábamos de escuchar en casa. Esas armonías no han dejado nunca de sonar en mi memoria. Estoy en contacto habitual con Popi y Pablo, los hijos de Poncho, así que les propuse que hiciéramos alguna versión de los temas de su padre, así como a J. Todos respondieron muy bien y las grabaciones tienen magia de verdad. Este año en Granada habrá varios actos en memoria de este gran grupo granadino, un poco olvidado últimamente. Hemos contactado con Miguel Ríos para que colabore y está también entusiasmado, esperamos que sus fechas se lo permitan. Esas grabaciones estarán antes del verano en la calle.


¿Hay alguna posibilidad de ver reeditados discos como “Inercia”, “Su” o recopilar los diversos temas desperdigados en singles y caras B?. Además creo recordar que discos como “Algo cínico” son pasto de coleccionista.
Estamos revisando mucho material (demos, rarezas y temas inéditos de todas las épocas) en los últimos meses. He encontrado incluso un par de temas desechados de Inercia y otros dos de Su. Eso lo editaremos después del verano, en formato de doble CD con DVD. Son aproximadamente unos 40 temas y lo que mas me sorprenden son las versiones demo de Ulterior. Incluiremos también algún tema que se editó en un recopilatorio ingles de música étnica. Es una revisión realmente sorprendente. Será una autentica sorpresa, aparte de incluir un par de temas nuevos.


Siempre me ha llamado la atención una frase que contenía “Déjalos sangrar”, canción incluida en “Hipnosis” que decía “el mundo del rock es un trampolín para los mediocres”.
No tengo ya tantas ganas de criticar el sistema como antes, aunque ahora sea mucho más criticable que entonces. Es un lucha sin fin. Aquí todo vale y casi que debemos arrojarnos a la providencia por ver nuestro paso por este mundo. Como decía José Ángel Valente “y llorar por lo perdido, cuando no deja huella el pie en la arena”.
Que es un trampolín para los mediocres no creo que nadie se atreva a dudarlo ya que con la cantidad de intermediarios que han rodeado la industria se ha venido abajo y la crisis actual es buen reflejo de este pensamiento. Cuando queremos que alguien nos arregle el ordenador llamamos a un especialista, cuando queremos poner música marcamos un número de teléfono al azar, y en ese azar, nos encontramos lo que nos encontramos.


Háblanos de la colaboración que estáis realizando junto a Rafael Amargo y La Fura del Baus para "Don Quijote, Pasajero en Transito".
Fue realmente alucinante poder estar en un montaje y colaborar con Rafael Amargo y La Fura, además de otros músicos. Creo que podemos aportar algo nuevo a todo esto. Ya lo hicimos con el disco de Val del Omar, que era otro Quijote refugiado en el siglo XX. Siempre nos han atraído esos personajes y esas llamadas nunca las rechazamos. Tocaremos de soslayo los tiempos flamencos con la perspectiva que da el tiempo, ya que si en Omega nosotros llamamos a Morente, en este caso es al contrario, lo que supone un orgullo para Lagartija Nick.

Otras colaboraciones que habéis llevado a cabo han sido las del disco de Sr. Chinarro y el tributo a Echo and The Bunnymen
A “The Cutter” de Echo And The Bunnymen siempre le he tenido muchas ganas. No lo pude grabar como quería por que nos pillo preparando el tributo a Los Angeles y componiendo la música para Rafael Amargo. No me gusta el sonido por lo cual me siento responsable. Con Sr. Chinarro fue un gusto trabajar ya que siempre me ha apetecido simplificarme, sentirme bajista como cuando trabajaba en 091, interpretando canciones de otra gente.

Siempre me ha llamado la atención las constantes citas literarias en vuestras letras.
Las letras han conformado una parte importante en la música de casi todos los discos de Lagartija Nick. En un principio era todo como la portada de nuestro primer trabajo, “Collage” de Josep Renau, cosas aleatorias que no significaban mucho pero que componen un conjunto. Luego esas canciones las hemos ido perfeccionando y se han entendido mejor. Cuando conocí a Joe Strummer, tocando con 091, me confesó que le gustaba componer la letra antes, incluyendo citas de sus poetas favoritos. En el fondo su funcionamiento era muy sandinista. De esta manera se mantiene viva la memoria y el trabajo que ha hecho gente como Strummer y The Clash. Nuestro trabajo es un homenaje a ellos y a todos los que nos han aportado algo. Nadie muere si lo recuerdas, aunque sea un segundo. Amaral, en la gira que hizo junto a Bob Dylan el año pasado, interpretaba “Universal”, una canción nuestra incluida en“Inercia”.

¿Que temas componen actualmente vuestro directo?
Hacía años que no tocábamos canciones de nuestros comienzos, como “Solo Amnesia” e “Hipnosis”, así que decidimos rescatar parte de estos temas para la gira de presentación de “Lo Imprevisto”. Hoy en día el 50% del repertorio pertenece a discos como “Inercia”, “Su” e “Hipnosis” y el otro 50% lo componen temas de “Lo Imprevisto”. Canciones como “Anfetamina” o “Nuevo Harlem” son muy alegres. Actualmente sigue sin interpretarse positivamente lo que hicimos en discos como “Val del Omar”, “Lagartija Nick” y “Ulterior”.

02 enero 2007

José Ignacio Lapido, equilibrista con vocación de domador

Sonic Wave Magazine
José Ignacio Lapido, otrora guitarrista y compositor de la banda granadina 091, regresa en 2005 con “En otro tiempo, en otro lugar”, su mejor disco en solitario. Doce nuevos temas que demuestran su capacidad para facturar canciones que suenan a clásico inmediato y letras perfectamente construidos a ritmo de pop con guitarras de cinco estrellas, rock and roll instantáneo y poderosos medios tiempos de exquisita sensibilidad. Un disco que revela la envidiable madurez de un músico único que está en plena forma. Mentor y creador de citas memorables, malabarista de la metáfora y artista superviviente de la palabra musicada refugiado a la sombra de la Alhambra.

Háblanos de tu nuevo trabajo "En otro tiempo, en otro lugar"
Es la cosecha de estos tres últimos años. La única idea preconcebida que tengo a la hora de hacer un disco es que en él vayan las mejores canciones que he compuesto en el último periodo de tiempo. Es un intento más de borrar las fronteras entre el dolor y la belleza. Doce temas que reflejan a la perfección mi forma de ver el mundo, a un paso de la esperanza y a dos del desencanto. Rock emocional en cualquier caso. Puro primitivismo eléctrico.

El rock mas visceral queda relegado a un solo tema ("Mas difícil
todavía"). Según tengo entendido se grabaron mas temas en esta onda. ¿Serán editados como caras b?

Hay un tema que está en la cara b de “La Antesala del Dolor” que se titula “De mal en peor” y que se adaptaría a eso que tú llamas “rock visceral”: guitarras distorsionadas, ritmo rápido y todo eso. Yo, por mi parte, te puedo decir que el tema más lento del disco, “Con la lluvia del atardecer”, puede tener igual o mayor intensidad que cualquiera de los más potentes. La fuerza que una canción puede transmitir no depende del tempo sino de la emoción y el sentimiento con que se interprete.

¿A que se deben los tres años en silencio que ha pasado entre la edición de Música Celestial y En Otro Tiempo?
A varios factores. Primero, la compañía que editaba mis discos, Big-Bang, cerró poco después de que se editara “Música Celestial”. Segundo, mi hermano Javier murió, también unos meses después. Además de hermano era mi manager desde los tiempos de 091. Todo aquello supuso, además del lógico mazazo emocional, un parón profesional considerable. Luego, cuando ya me puse manos a la obra, empecé a grabar maquetas y a moverlas: sin mucha fe, lo reconozco. Al final, mi primera intuición fue la cierta: no encontré ninguna compañía dispuesta a grabar mis canciones, por eso la cosa se ha dilatado más de lo deseable.

¿Es cierto que pediste que diseñaran la portada de tal manera que no tenga que poner autógrafos en ella?
Sí, pero a la gente le da igual. Pensé que cuando vieran una portada tan bonita les daría apuro estropearla con mi firma, pero no es así. ¡No hay respeto por el arte!


Desconocía tu faceta de compositor para otros cantautores y grupos. ¿Quién se encuentra entre tu clientela?
La gente que me ha llamado para que les compusiera canciones suelen ser amigos y conocidos, en todo caso, artistas que tienen gustos musicales afines. He compuesto para Los Hermanos Dalton, M-Clan, Babylon Chat, Malahora, Hareh-Lareh, Amparo & The Gang…

Los Planetas, P.P.M, Lagartija Nick...La autogestión triunfa en Granada. ¿Cómo surgió la idea de autoeditarte tu propia música?
Perdón por el inciso aclaratorio, pero Los Planetas tienen contrato con la multinacional RCA que pertenece al grupo BMG, así que no se puede comparar con lo de PPM, Lagartija o lo mío, que lo hacemos nosotros solitos, sólo con la ayuda del Altísimo. Los Planetas tienen un sello propio pero respaldado por una multinacional que les suelta la guita, cosa que me parece perfecta. Cualquier parecido con Pentatonia es pura coincidencia. Aparte de esto, la idea surgió como ya te he comentado antes: por necesidad. No tenía otra alternativa para sacar a la luz estos temas, así que le eche valor y di el paso adelante.

¿Hay mas artistas previstos o únicamente te centraras en publicar tu música?
No, por ahora no hay posibilidad de editar a más artistas, ¿tú sabes cómo son los artistas?

¡Hasta quieren comer de su trabajo! Son gente rara y no estoy dispuesto a ello. Yo sólo editaría a algún Artista del Hambre, como en el relato kafkiano. El que quiera hacerse famoso que se meta en Operación Triunfo. Pentatonia es un refugio para ascetas del rock, y creo que soy el único.


¿Los trabajos anteriormente editados en Big Bang también serán reeditados o aun pueden conseguirse?
En mi página web se pueden conseguir aún, aunque quedan pocas copias. Por ejemplo, “Música Celestial” está agotado. Yo soy el dueño de los masters de esos discos y tengo previsto reeditarlos poco a poco, en la medida de mis posibilidades.

Esta claro que el rock no da para vivir en España. ¿Qué otras actividades desempeñas para sobrevivir?
Yo he vivido del rock durante bastantes años, y sigo estando dado de alta como “interprete de instrumentos musicales”. Lo que pasa es que desde hace tres años compagino la música con otras actividades paralelas. Soy columnista de un periódico de Granada, Granada Hoy; colaboro de vez en cuando con una revista satírica, El Batracio Amarillo, y escribo guiones para televisión.

"Llevo siglos siendo equilibrista, aunque quise ser domador..."
Sí, y además trabajo sin red.


¿Qué le pides al negocio de la música en general, al publico en
particular, después de veinticinco años como músico?

Yo no pido nada. Me limito a mostrar mis cartas cada cierto tiempo en forma de disco. Aunque estoy dentro del negocio musical, digamos que estoy un poco fuera de juego. Es como si jugara en otra liga. Mis discos no sonarán en las grandes cadenas comerciales de radio ni saldré en programas de televisión de máxima audiencia, pero eso es algo que ya tengo asumido desde hace mucho tiempo. Para aparecer en esos medios hay que pasar por taquilla y Pentatonia tiene una política muy estricta en ese aspecto: no hace obras de caridad con el enemigo. Al público tampoco le puedo pedir nada, si acaso a los que se bajan por la cara mi disco en internet les diría que se paren a pensar un minuto qué les parecería que yo me subiera con ellos en el ascensor una noche de invierno y les sacara mi navaja de cachas nacaradas, se la pusiera en el cuello y les sirlara todo lo que llevan encima ¿les gustaría? Ellos lo hacen sin violencia pero el resultado es el mismo. Algunos llaman a eso “acceso libre a la cultura”. Yo lo llamo robo.

En el repertorio que interpretas en directo queda espacio para
nostálgicos de la música de 091.

Algunas canciones de la época de 091 sí están dentro del repertorio. Son canciones que compuse hace muchos añosa las que ahora damos una lectura distinta.

Estoy seguro que esta es una de las preguntas que mas has tenido que responder en estos últimos años: ¿Hay posibilidad de reunir a 091?
Apenas unas doscientas veces, pero es normal. La gente tiene dudas al respecto, aunque creo que lo dejamos bien claro con el título de nuestro último álbum: se llamaba “Último Concierto” y así va a seguir siendo. Ahora mismo no hay ninguna posibilidad de vuelta.


www.joseignaciolapido.net